La Prensa Libre

Blog

Retorno de carreras salvaría a muchos dueños de caballos

May 21
00:00 2020

(AP) — Este fin de semana, debía disputarse la carrera Preakness en Baltimore, donde el caballo que hubiera ganado el Derby de Kentucky podría buscar la segunda joya de la Triple Corona.

En vez de ello, se realizarán carreras menos relevantes, pero que podrían salvar a varios dueños de caballos, de clase media, que han quedado muy comprometidos económicamente por la pandemia de coronavirus.

Maggi Moss estaba preocupada por el destino de los pequeños propietarios cuando la crisis sanitaria descarriló la actividad deportiva. Todavía es posible que sus peores temores se vuelvan realidad.

“Tenemos una industria que va a volver luciendo muy diferente”, advirtió esta propietaria de caballos. “Tal vez estoy equivocada, pero hay mucha gente que no podrá costear más esto”.

No todo está perdido. No todavía.

Aunque una gran mayoría de los hipódromos en Estados Unidos permanecerá sin actividad, Churchill Downs y Santa Anita Park reanudarán las carreras, sin público. Otras pistas se preparan para hacer lo propio, lo que podría suministrar oxígeno a propietarios y entrenadores con establos pequeños, que han pasado penurias sin obtener ingresos constantes.

“Ojalá que estemos viendo la luz al final del túnel”, dijo Linda Gaudet, propietaria y entrenadora con sede en Maryland.

Gaudet habló desde Louisville, Kentucky, donde se prepara para el regreso de las carreras, este sábado en Churchill Downs.

“Los dueños, entrenadores y jockeys necesitan volver al trabajo para ganarse la vida”, destacó.

Una serie de restricciones gubernamentales y resultados positivos de COVID-19 frenaron las carreras en Kentucky, Maryland, Nueva York, California y prácticamente todo el país en marzo.

“Han sido dos largos meses”, dijo Gaudet.

Las carreras sin público continuaron sólo en un puñado de hipódromos, incluido el Gulfstream Park y el Tampa Bay Downs en Florida, así como el Oaklawn Park de Arkansas.

Recientemente, el entrenador Norm Casse dijo desde Florida que, mientras hubiera carreras en algunos hipódromos, él podría mantener en pie sus operaciones.

“No pienso que haya una industria en el país que no haya sido afectada por esto en alguna forma”, manifestó Casse. “Uno se consuela con el hecho de que sabe que no está solo, que todos van a hacer sacrificios. Todos probablemente perderán algo con esto, y simplemente hay que estar agradecidos por encontrarnos en la posición que tenemos para comenzar”.

Pero algunos están en mejor posición que otros.

Los dueños adinerados y los entrenadores consagrados, pueden soportar la reducción de las carreras. La situación es más precaria para los pequeños empresarios del hipismo, desde dueños y entrenadores hasta jockeys o trabajadores de los establos.

“Estos negocios no tienen la flexibilidad financiera ni quizá las reservas de efectivo para capear esta tormenta durante más de un es o dos”, advirtió Alex Waldrop, presidente y director general de la Asociación Nacional Hípica de Purasangres. “Si esto se extiende más allá de mayo, a junio o julio, vamos a ver el desgaste. Vamos a ver gente que no podrá conservar la viabilidad en sus operaciones de negocios”.

About Author

Associated Press

Associated Press

Related Articles

pronóstico del tiempo

Weather Icon

Manténgase al día con las últimas noticias de nuestras aplicaciones móviles.


Consíguelo en el App Store

Disponible en Google Play

Actualización de las noticias